El SERGAS indemnizará con 124.000 € por el fallecimiento de un paciente a causa de un diagnóstico tardío

La Sección 1ª de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Galicia ha condenado al SERGAS a indemnizar con 124.000 € a la esposa e hijos de un paciente que falleció en el Hospital Povisa de Vigo al considerar que los médicos no le detectaron la dolencia que padecía y que terminó causándole la muerte.
Dice la Sentencia:
El paciente de 56 años de edad, fue operado en febrero de 2004 de un cáncer de próstata en el Hospital Povisa de Vigo. Tras ser dado de alta acudió dos veces al Servicio de Urgencias de dicho hospital aquejado de un dolor intenso en la pierna, aumento del volumen del muslo y edema en el tobillo. En ambas ocasiones fue remitido a su domicilio sin practicarse ninguna prueba diagnostica.
En marzo de 2004 acudió por tercera vez al Servicio de Urgencias con síntomas de dolor agudo en el pecho y dificultad para respirar. Tras realizarle un TAC se comprobó que el paciente estaba afectado de un tromboembolismo pulmonar masivo que le afectaba a las arterias principales. Once horas después de su ingreso el paciente falleció.
La Sentencia considera probado que al paciente le sobrevino la muerte a causa de una trombosis venosa profunda que le fue detectada con demora. Afirma también que los médicos privaron al enfermo de la oportunidad de recibir un tratamiento anticoagulante eficaz que podría haber evitado su muerte.